El propósito del entrenamiento:

  • Edificar en Cristo a los entrenantes, en el crecimiento en Su vida hasta la madurez—Ef. 4:15; Col. 1:28.

  • Equipar a los entrenantes en la comprensión de las verdades divinas conforme a las Escrituras mediante la revelación del Espíritu Santo—2 Ti. 3:16-17; 1 Ti. 2:4; 2 P. 3:18.

  • Educar a los entrenantes en el cultivo de su capacidad espiritual para predicar el evangelio, nutrir a los nuevos creyentes, perfeccionar a los santos y profetizar la palabra de Dios a fin de edificar las iglesias locales lo cual consuma en la edificación del Cuerpo de Cristo—Mt. 28:19; 1 Ts. 2:7; Ef. 4:12; 1 Co. 14:1.

La meta del entrenamiento:
 

  • Alcanzar la cumbre de la revelación divina: Dios se hizo hombre para que el hombre llegue a ser Dios en vida y naturaleza, pero no en la Deidad.

  • Alcanzar cumbre de la Sion de hoy (los vencedores) en la Jerusalén de hoy (la iglesia)—Ap. 14:1.

  • Alcanzar la realidad del Cuerpo de Cristo al llevar una vida configurada a la muerte Cristo en el poder de Su resurrección—Fil. 3:10.
     

Historia del ETCC:
 

La carga de tener un entrenamiento de tiempo completo en Paraguay surgió de la comunión entre algunos hermanos de habla china. Esto permitió que en los años 1994 hasta 1995 fuera llevado a cabo algunos tiempos de perfeccionamiento para los santos en general en el local de la iglesia en Asunción.

Un comienzo: Un entrenamiento de perfeccionamiento comenzó en el año 2000 en Caacupé; éste tenía como fin entrenar a los graduados de la secundaria por un periodo de ocho meses de tiempo completo. Desde el comienzo hasta el mes de octubre del 2009 pasaron por este entrenamiento un total de ocho periodos donde alrededor de 200 jóvenes y santos en general completaron este tiempo; vinieron de los siguientes países: Argentina, Brasil, Bolivia, Ecuador, Perú y Uruguay.

Otro paso: Debido a la gran necesidad que existe en Sudamérica, en el año 2005 comenzó con tres entrenantes, el primer año de un programa extendido a dos años, siendo nuestra esperanza que éstos, una vez graduados, pudieran ser miembros normales del Cuerpo de Cristo y como tales, satisfacer la necesidad del Señor en Sudamérica de propagar el reino de Dios.

Un paso más: En el año 2007, en comunión con hermanos colabora-dores, surgió el sentir de fortalecer más este tipo de entrenamiento en Paraguay, con la carga de que no sólo sea para Paraguay, sino para todo Sudamérica.

Avanzamos más: Dos años más tarde, bajo la comunión con los colaboradores en el recobro del Señor, una nueva etapa del ETC comenzó el 20 de julio del 2009: Un entrenamiento de tiempo completo en la verdad bíblica y el servicio de la iglesia, ETCC, para guaduados de la universidad. En esta última etapa se elevó el estándar del entrenamiento existente llevándolo a la norma del entrenamiento que diseñó y estableció el hermano Witness Lee en lo que respecta al currículo de clases y la infraestructura de un entrenamiento de dos años como el de Anaheim y México. Un total de 15 entrenantes de cinco países (Bolivia, Brazil, El Salvador, Paraguay y Perú) comprendieron el grupo. ¡Aleluya!

¡Con agradecimiento al Señor y la comunión en Su Cuerpo, presentamos a ustedes este entrenamiento, el décimo cuarto en el recobro del Señor!

El programa y calendario del entrenamiento:
 

Las clases están diseñadas en un currículo de dos años a manera de un ciclo dividido en cuatro semestres de diecinueve semanas cada uno, con un receso de algunas semanas entre semestres. No importa donde comience, al final del ciclo de dos años, habrá recibido todo el contenido. Al final de estos dos años el entrenante se gradúa. Se anima a todos a completar los dos años del entrenamiento. El primer semestre de cada año comienza la primera semana de febrero y el segundo comienza la primera semana de agosto.

Las clases que se ofrecen:

La economía de Dios, La experiencia de Cristo como vida, El Espíritu, El Cuerpo de Cristo, El ministerio completo de Cristo, El Dios Triuno y Su Palabra, La Nueva Jerusalén, Una vida de servicio, Carácter, Lecciones sobre niños y estudiantes, y El evangelio y la manera ordenada por Dios.

En cuanto a los costos del entrenamiento:

Hasta el momento: cada candidato necesita aportar doscientos sesenta dólares al mes para el pago de la cuota administrativa, mil trescientos dólares al semestre. Estos gastos cubren alojamiento en nuestras instalaciones, alimentación y gastos internos de administración. Además, cada entrenante necesita unos 65 dólares al mes para sus gastos personales. Estos costos están al presente bajo estudio. Vea la CARTA que detalla éstos y otros gastos. 

____________________________________
Derechos reservados 2009-2017, ETC-C, Paraguay
Inicio ¦ Acerca del ETC-C ¦ P.M.F. ¦ Fechas y eventos ¦ Formularios ¦ Lista de libros
Testimonios ¦ Instalaciones ¦ Contáctenos ¦ Enlaces